Qué es un guión

By Clara Tiscar | Guion

¿Quieres escribir novelas y no sabes cómo empezar?


Suscríbete y accede ahora  a las 7 lecciones en vídeo del curso "7 claves antes de empezar a escribir tu novela".


 

Feb 27
qué es un guion

Un guión es algo que escribimos, pero cuya finalidad no es que lo lean sino que lo vean y lo escuchen. Un guión no se escribe pensando que va a ser leído sino que va a ser representado.

El guión es el modo de capturar una idea, una historia, para que sea dramatizada. El espectador verá un drama. No lo va a leer. Dicho de otro modo: es la hoja de ruta. Un guión es una herramienta de trabajo, necesaria para todo proyecto audiovisual.

La raíz de cualquier proyecto de cine es la necesidad interior de expresar algo. Lo que alimenta esta raíz y la hace transformarse en árbol es el guión. Lo que hace florecer y dar frutos al árbol es la dirección.

Akira Kurosawa

qué es un guion
El público de un guión

Un guión tiene dos tipos de público: los que lo leen y los que no lo leen. Y los que lo leen seguramente serán menos que muchos de los libros menos vendidos en Amazon.

  • Los profesionales: son aquellos que leerán el guión y trabajarán a partir de él:
    • Los productores, que son quienes tienen que ver algo especial en tu guión como para decidirse a producirlo.
    • Director o realizador, que es quien va a encargarse de la puesta en escena de tu guión. Se encargará de buscar localizaciones y de dirigir a los actores y los técnicos: iluminación, tipo de encuadre, tiro de cámara… esas cosas.
    • Equipo técnico: a partir del guión harán los decorados, pensarán el vestuario, seleccionarán a los actores…
    • Casting: los actores leerán el guión y ejecutarán los diálogos y las acciones tal como le indique el director.
    • Editores: una vez está todo rodado, a no ser que sea un directo o falso directo para tele, entrará en juego el montaje y la edición. Algunas escenas, o diálogos, pueden suprimirse, mientras que otras cambiarán de lugar en la película. Y eso es algo que no decide el guionista, ni siquiera el director al 100%, para eso están los montadores.
  • Los espectadores: son los que ven el producto final, una vez ha pasado por las manos de todos. Los que lo ven y los que lo oyen. Los que van al cine a ver una película, los que ven una serie o un programa de la tele en su casa o los que escuchan un programa de radio. La película, el monólogo, o la serie ya no son un guión. No piensan en cómo está escrito sino en lo que ven y lo que escuchan.

Cosas a tener en cuenta

Para el público o cliente que nos va a leer, los profesionales

Un guión es algo que va a terminar siendo un conjunto de imágenes. Por tanto cuando escribimos un guión lo hacemos pensando en imágenes. Repito que un guión no está pensado para ser leído sino para ser visto y oído. Escribir un guión significa narrar con imágenes. Un guionista lo que hace es buscar palabras para describir esas imágenes. Y aunque espero hablar de esto en un próximo post, ya os digo ahora que cuanto menos escribamos y más sencillo sea, mejor. Es decir: pocas palabras, frases simples. Esto no es literatura.

Se trata de poner imágenes en palabras para que puedan ser convertidas de nuevo en imágenes que los espectadores podrán ver.

Cuanto antes y más fácil evoque el guión esa imagen en la mente del productor, mejor. Conceptos claros, las palabras justas (que quiere decir muy pocas)

Para el público que nos lee: lo primero que necesita nuestro guión es el formato. Un guión es algo que se lee relativamente rápido. Nada que ver con una novela.

El formato es cómo queda el guión sobre el papel, la forma de distribuir las palabras en la página. Captura-de-pantalla-2015-02-27-a-les-13.03.31

Gracias al formato podremos identificar rápidamente los distintos elementos, como las escenas. Con solo pasar las páginas un productor puede detectar qué tipo de escenarios y de acción va a desarrollarse en la película.

Para ese primer cliente, el productor, es para quien preparamos el documento de venta, que no siempre incluye el guión. A través de una sinopsis, de logline y story line, esperamos que el proyecto le llame la atención para que sienta ganas de leer, o hojear el guión entero.

Cuando lee el guión, insisto, no sabemos qué busca en él, puede que simplemente mire por encima para ver qué le costará producirlo, o para leer los diálogos y ver si hay buenos chistes. Para eso es básico que el guión tenga un formato claro y standard.

Los que nos leen están habituados al formato, por tanto con un simple golpe de vista y pasar las páginas serán capaces de detectar aquellas partes que les interesan.

Para el público o cliente que va a ver el resultado final: los espectadores

Para el público que ve el producto final lo importante del guión son varias cosas:

Por un lado: la estructura. Dependiendo del género y el medio en el que trabajemos hablaremos de una estructura o de otra. No es lo mismo escribir una peli de terror que un programa de humor. Así que el público en función de lo que esté viendo espera unos acontecimientos determinados.

Espera asustarse cada x minutos cuando ve una peli de terror o sabe que con cierta música van a pasar cosas malas. Igual que uno que ve comedia por la tele espera reírse cada cierto tiempo. El guión tiene que tener una estructura clara, otro tema anotado en mi libreta de artículos pendientes.

No sólo en cuanto a la estructura es importante tener en cuenta el medio y el género. También lo es para el lenguaje y el contenido. Le hablarás distinto a un espectador de la tele, que a un oyente de radio o a un espectador en un cine.

La atención del público varía según el medio, y no es lo mismo escribir para radio, que para cine o para tele. Cuando escribes tienes que tener claro el medio para el que lo haces y cómo va a ser la atención del público. Repito que un guión se escribe para ser leído y oído. 

About the Author

Soy Clara Tiscar, escritora y mentora de autores. Trabajo con autores perseverantes que creen en su talento y quieren mejorar su técnica.

Leave a Comment:

(6) comments

MARTIN ROMAN 4 Julio, 2016

Buenos días Clara,
Vengo a discrepar con tu artículo con el deseo de que se genere un debate.
Los puntos con los que discrepo son dos, que el guión no se escribe para ser leído y que el guión no es literatura.
Respecto a que el guión no es literatura me permito copiar las dos primeras acepciones de la RAE sobre la palabra “literatura”:
1. f. Arte de la expresión verbal.
2. f. Conjunto de las producciones literarias de una nación, de una época o de un género. La literatura griega. La literatura del siglo XVI.
Y las tres primeras de la palabra “arte”:
1. m. o f. Capacidad, habilidad para hacer algo.
2. m. o f. Manifestación de la actividad humana mediante la cual se interpreta lo real o se plasma lo imaginado con recursos plásticos, lingüísticos o sonoros.
3. m. o f. Conjunto de preceptos y reglas necesarios para hacer algo.
Creo que a menudo confundimos la palabra literatura con novela. Sin duda el guión no es novela pero sí es resultado de un ejercicio literario. Como bien dices el guión generalmente requiere de las palabras justas, tanto en número como en significado. El guión no puede ser ambiguo en sus descripciones, su ambigüedad puede estar en la historia que se narra pero no en lo que se escribe. Eso obliga al escritor de guiones a ser preciso para que más tarde el equipo que vaya a interpretar su texto lo haga desde un prisma cercano al imaginado por el autor si éste ya no está presente en el set.

Esta explicación me lleva al punto de el guión no se escribe para ser leído. Obviamente, cada vez que escribo un guión sueño con verlo en pantalla grande. Creo que el hecho de esta afirmación tan extendida de que el guión no está escrito para ser leído es la escasez de guiones publicados. Y este tipo de afirmaciones creo que puede llevar a aspirantes a guionistas a ser poco cuidadosos con su escritura.
Mis guiones los escribo para ser leídos, trato de utilizar las palabras justas, las palabras precisas y a veces en un párrafo que reescribo me puedo pasar media hora y al leerlo al día siguiente volver a estar insatisfecho. Pero también trato de ser evocador con el lenguaje, con el adjetivo que elijo frente a otro, con el ritmo de cada párrafo y el ritmo de cada diálogo, el ritmo de cada escena y de cada secuencia.
Escribo para ser leído porque quiero que cuando mi guión caiga en las manos del productor, del director, del fotógrafo, del vestuarista o del intérprete con el papel más pequeño del elenco, se lean mi guión entero. No lo digo por vanidad, aunque quizá sí haya un poco de vanidad de querer ser leído y recibir algún comentario por mi trabajo, sino porque creo que cuando los equipos de una película sólo se leen lo que les corresponde (arte buscando props, un actor sólo viendo sus escenas) van a percibir solamente una pequeña parte del sentido final de la obra.
Jean Claude Carriere dice que la única regla del guión es que “agarres de la solapa al espectador en la primera página y no lo sueltes hasta la última” (parafraseo de memoria) y estoy de acuerdo en esto con él*. Y ahí radica la razón de escribir para ser leído, si consigues que cuando el guión llegue a las manos del equipo técnico y lean la primera página por curiosidad continúen página a página hasta leérselo entero porque les está resultando entretenido, las preguntas para el director serán muchas menos y todos trabajarán pensando en el conjunto de la idea que la película va a transmitir y no sólo desde su área de trabajo. Todas las aportaciones que surjan de los diversos equipos tendrán más sentido.

Un saludo y felicidades por el blog.

*Con J. C. Carriere en que para él el guión tampoco es literatura 😉

Reply
    Clara Tiscar 4 Julio, 2016

    ¡Hola Martín!
    Totalmente de acuerdo con lo que dices, ya incluyo un público que lee el guión y es evidente que es un género literario. Quizás habría quedado mejor si hubiera dicho que no es un género novelesco, por tanto las descripciones y el tipo de vocabulario que vamos a usar es mucho más limitado. Un novelista puede extenderse párrafos y párrafos para contar algo que un guionista tiene que conseguir de forma mucho más precisa.
    En ningún caso quería desmerecer el guión, al contrario, me parece un ejercicio de precisión mucho más complicado de lo que algunos creen.
    Trabajé como lectora de guiones durante algún tiempo y me encontraba con guiones que parecían novelas (descripciones eternas, diálogos interminables…), por eso quise dejar clara la diferencia entre quién lo va a leer y quién lo va a ver; y en que necesita un estilo más directo y menos “emperifollado” que una novela, por eso lo de no es “literario” (en el mal sentido de la palabra). Me gusta imaginar las frases como planos, más o menos, así que recomiendo economía de palabras, buscar la manera de decir más, con menos.

    Un aporte genial! ¡Abramos el debate!

    Reply

[…] aprendizaje de los guionistas, o todo lo que tienes que saber antes de escribir un guión. Tras ver qué es un guión, y para qué y quién se escribe, hoy lo lógico es hablar de la estructura. Así que allá […]

Reply

[…] exponer la semana pasada qué es un guión, hoy toca hablar del formato profesional del guión. El formato es lo que te hará parecer un […]

Reply
Carlos astaiza 1 Marzo, 2015

Me gusta mucho la síntesis, al punto. Ojala que para los próximas entradas tengamos detalles de las convenciones , y buenos muchas mas cosas técnicas.

Reply
    Clara Tiscar 1 Marzo, 2015

    Muchas gracias Carlos, por pasarte y por comentar, me anima ver que resulta útil. Qué bien!

    Reply
Add Your Reply

Leave a Comment: